CARTA DE BIENVENIDA

Anticiclo / Shutterstock.com, Fachada del Museo de Pérgamo, 2012.

 

Humanitas celebró, en este abril de 2021, su aniversario 42, una historia de incontables esfuerzos en la que miles de personas han hecho que Humanitas se convierta en una realidad.

Aprovecho para agradecer a todos los colaboradores, alumnos, egresados, docentes, a Capitel y a Trascendi, así como a todos los que se han involucrado desde 1979. Gracias a esta suma de entrega, trabajo y esfuerzo, hoy Universidad Humanitas es una institución de prestigio.

Para mí, tanto Humanitas, como Capitel y Trascendi, más que una realidad los veo como un sueño en el que cada vez que se cumplen objetivos nacen nuevos retos, un manantial de nuevas oportunidades en el que no terminan de brotar nuevos proyectos y desafíos para poder cumplir nuestra misión. Por todo esto, me siento muy agradecido y afortunado de ser parte. 2021. Nos encontramos en un año complicado; nunca imaginamos que un virus detuviera la economía mundial y la vida agitada que ya veníamos viviendo; en tan sólo unos meses se crearon cientos de miles de nuevas realidades, una adaptación forzosa en especial del sector educativo, donde se tuvo que migrar a un sistema virtual y dejar las aulas presenciales.

¿Qué tanto nos cambiará en el futuro esta experiencia, una vez que concluyan las restricciones?

¿Qué elecciones tomaremos para crear nuevos hábitos de vida? 

¿Qué lecciones nos dejará todo esto?

La tecnología ha cambiado nuestra realidad de ver y sentir la vida. Yo mismo siento un gran cambio a partir de 2010.

Todo esto nos hace pensar si cambiarán los modelos educativos, los horarios de oficina que no tengan que ver con el servicio directo, valorar ciertos viajes laborales, ya que las juntas virtuales han demostrado su efectividad.

Hoy es una realidad que todos los servicios y necesidades llegan a casa, que esta pandemia aumentó el uso de cientos de productos y redujo la movilidad en las ciudades.

En Humanitas los sistemas educativos se adaptan inclusive para la etapa post pandemia, ya que combinamos temas virtuales con clases presenciales, así como un modelo único que permite adoptar cierta flexibilidad para el desarrollo de otras actividades. 

Sin embargo, continuaremos innovando para adaptar de mejor forma la educación a nuestros estudiantes, sin perder el contacto y el sentido humano.

Me despido agradeciendo a todos los que participaron en esta edición de Capitel, muchas gracias por hacerla realidad.

Andrés Johnson
Director General 
Universidad Humanitas • Revista Capitel

 

error: Contenido protegido !!