ENTREVISTA A WILBERT ALBERTO BATUN CHULIM. EL CONOCIMIENTO COMO EXPERIENCIA TRANSFORMADORA DE LA REALIDAD

por Capitel
fotografías de Luz María Avila

WILBERT ALBERTO BATUN CHULIM ES EGRESADO DE LA LICENCIATURA EN DERECHO DE UNIVERSIDAD HUMANITAS CAMPUS CANCÚN Y ACTUALMENTE SE DESEMPEÑA COMO DIPUTADO DE LA XVI LEGISLATURA DEL ESTADO DE QUINTANA ROO. EN ESTA CONVERSACIÓN NOS CUENTA SOBRE LA IMPORTANCIA DE VIVIR UNA EXPERIENCIA EDUCATIVA INTEGRAL Y LA PASIÓN QUE SE REQUIERE PARA ELLO. 

Cuéntenos cómo decidió estudiar la Licenciatura en derecho y por qué escogió Universidad Humanitas para hacerlo.
Decidí estudiar derecho para entender lo que ocurre en mi entorno, ya que muchas de las injusticias en nuestro país se deben al desconocimiento de las leyes. “El conocimiento es poder”. A Grosso modo, la frase se refiere a cómo el conocimiento nos entrega más opciones y mejores maneras de enfrentar la situación.

Opté por estudiar en Universidad Humanitas por la flexibilidad y calidad de sus maestros.

¿Cómo fueron sus años como estudiante en Humanitas? ¿Qué recuerdos y aprendizajes fueron los más significativos para usted?
Mis años en la Universidad fueron pesados por el trabajo, mi activismo en Morena y la escuela, pero agradables por los compañeros. La biblioteca era mi lugar favorito. Recuerdo mucho a mis compañeros, a mis maestros y aprendí que el trabajo en equipo aligera la carga y maximiza los resultados.

¿Qué conocimientos adquiridos en esta institución ha puesto en práctica en su vida profesional?
El tema legal es de lo más importante que adquirí y el trabajo en equipo.

¿Cómo inició su carrera profesional y cómo ha sido su trayectoria hasta convertirse en Diputado de la XVI Legislatura de Quintana Roo?
Fue muy difícil puesto que mis padres vienen del campo, de un lugar llamado Tekom, en Yucatán, somos siete hermanos y la prioridad siempre fue la comida. La educación no estaba en los planes, así que al terminar la preparatoria en el Conalep me puse a trabajar.

Inicié la universidad a los 30 años, antes no porque la prioridad era trabajar y poner un negocio que desde entonces ha sido mi fuente de ingresos.

En MORENA empecé repartiendo el periódico Regeneración en los parques, colonias, casa por casa. La meta nunca fue obtener un cargo público, en ese entonces era llevar a la presidencia al hombre que nos inspiró y sigue inspirando para un país mejor, Andrés Manuel López Obrador, nuestro presidente actual.

Desde entonces he desempeñado el cargo de presidente del CEM de MORENA en Benito Juárez, coordinador territorial, candidato a diputado local (2016) también por MORENA, contienda imposible de ganar porque era la primera en la que competía el partido, sin recursos, sin estructuras y contra partidos políticos con mucho poder económico y de estructuras. Aun así, alcancé el segundo lugar.

Coordiné el Distrito 1 federal en Yucatán (35 municipios) ganando municipios que nunca se habían ganado.

2019 era el año de mi vida, eso pensaba yo, pero cuál fue la sorpresa, ya que, a pesar de todos mis antecedentes, el partido en Quintana Roo me dejó fuera como candidato de las elecciones de ese año. Al principio me deprimí, pero agarré mi mochila y me dispuse a luchar por un espacio. Compré el primer vuelo a la Ciudad de México, hablé con muchas personas y conseguí entrar a la encuesta que definiría al candidato. Fue muy reñido, pero la gané. La candidatura fue contra un rival muy fuerte, un expresidente con muchos recursos económicos y estructura. La mayoría nos daba por perdedores, sin embargo, nuestro pequeño equipo estaba convencido de que íbamos a ganar. A media campaña nos quedamos sin materiales, sin gasolina, sin nada, con más entusiasmo que otra cosa terminamos la campaña. Ganamos porque la gente se identificó con Batun, porque no somos el clásico hijo de político, ni hijo de empresario, sólo el humilde hijo de un trabajador que lucha por un sueño.

Esta historia no quedará en una diputación, esta historia continuará…

¿Qué valores mueven su trabajo y cómo se ven reflejados en su práctica cotidiana?
Me mueve ser honesto, comprometido y atreverme a pesar de lo difícil que sea o de las pocas probabilidades que tenga. Mi trabajo se refleja en la percepción de la gente y de nuestro pequeño pero muy competitivo equipo de trabajo.

¿Cuál ha sido el reto más importante que ha enfrentado como diputado y cómo lo superó?
El reto más importante fue encabezar la iniciativa de “Violencia digital” que castiga a quien difunda, transfiera, intercambie o comparta material de índole sexual o erótica sin el consentimiento de la persona afectada. Esta iniciativa se inspiró en Olimpia Coral Melo en la que participaron diferentes colectivos, asociaciones civiles, derechos humanos, la fiscalía y desde luego todos los partidos políticos. El reto era sumar a todos y tener una iniciativa que se volviera una ley funcional en Quintana Roo.

Me mueve ser honesto, comprometido y atreverme a pesar de lo difícil que sea o de las pocas probabilidades que tenga.

¿En qué proyectos trabaja actualmente a mediano y largo plazo?
En una iniciativa que proteja a los niños de la comida chatarra, ya que somos el primer lugar a nivel mundial en obesidad infantil y tercero general a nivel mundial. Quiero que nuestros niños estén sanos y puedan desempeñarse de la mejor manera, para que se conviertan en adultos con una mejor calidad de vida.

Mi proyecto de vida es Benito Juárez (Cancún), así como mi familia conformada por mi esposa Jackelin y mi hijo Alejandro, pero sobre todo ser feliz. Hoy puedo decir soy muy feliz, la vida me ha dado mucho y no olvido de dónde vengo y mucho menos a los que me ayudaron cuando inicié en esto.

Esta edición de Capitel está dedicada a reflexionar sobre la experiencia, ¿puede decirnos cómo define usted este concepto y cómo se puede relacionar con la vida profesional de los estudiantes?
En una frase, “El fracaso es sólo la oportunidad de comenzar de nuevo de forma más inteligente”.

Fracasé tantas veces que incluso se reían de mis aspiraciones, hoy les comparto: “Atrévanse, el no ya lo tienen”.

¿Quiere agregar algo más?
Síganme en mi página de Facebook como Alberto Batun Chulim, en Instagram como @albertobatunqr y Twitter @albertobatun_. 

Opté por estudiar en Universidad Humanitas por la flexibilidad y calidad de sus maestros.

error: Contenido protegido !!