Conocimiento y trabajo en equipo para construir un futuro mejor. Entrevista a Rubén Bautista Flores

por Capitel y Coordinación de vida estudiantil de campus Cancún
fotografías de Juan Carlos Herrera

LICENCIADO EN ADMINISTRACIÓN Y PASANTE DE LA MAESTRÍA EN ALTA DIRECCIÓN CORPORATIVA POR UNIVERSIDAD HUMANITAS, RUBÉN BAUTISTA FLORES SE DESEMPEÑA COMO GERENTE CORRESPONSAL DE BBVA BANCOMER. EN ESTA CONVERSACIÓN, COMPARTE SU CONOCIMIENTO Y SUS IDEAS SOBRE EDUCACIÓN Y TRABAJO COLABORATIVO COMO UNA VÍA PARA UN MUNDO MEJOR.

¿Qué características de universidad humanitas le convencieron para estudiar una licenciatura y posteriormente un posgrado en la misma institución?

Rubén Bautista (RB): Al tomar la iniciativa de continuar con mis estudios, investigué diferentes opciones en el mercado de Cancún. Estaba buscando una universidad que se adaptara a mis necesidades de combinar la familia, el trabajo, los viajes fuera de la plaza y los estudios. La primera vez que llegué a Humanitas, sus instalaciones me inspiraron confianza, tranquilidad, armonía; en el recorrido del campus, la amabilidad, la atención personalizada me cautivó, y durante la entrevista de la oferta educativa, los modelos de estudio me convencieron de que estaba en el lugar correcto para iniciar mi formación académica.

Durante la primera Licenciatura, descubrí otra característica positiva del campus bajo el modelo ejecutivo, en la interacción de la comunidad estudiantil (diferentes edades, experiencias del ramo turístico, hoteles, gobierno, despachos contables, parques temáticos, empresarios). Esta diversidad genera mayor exigencia para los docentes y lógicamente, un enriquecimiento del conocimiento para el grupo.

Al término de mi segunda Licenciatura, tomé un breve descanso, me había convencido de estudiar una Maestría. Principalmente por el deseo de superación, incursionar en la docencia en mi retiro y por la globalización económica, donde las grandes organizaciones demandan talento humano con mayores habilidades de liderazgo y gestión.

Por lo antes descrito, la calidad docente de quienes impartieron las asignaturas (Doctores y Maestros), y nuevamente la diversidad en mis compañeros, del gobierno local, federal, organismos descentralizados, iniciativa privada, me convencieron de incursionar en el siguiente grado de estudio: la Maestría.

¿Cuáles son los conocimientos académicos, profesionales y personales más significativos que adquirió en la universidad?

RB: Todas las asignaturas económicas y administrativas que cursé en Universidad Humanitas, convergen en el principal objeto de toda organización de cualquier tipo, en la administración de los recursos que pueden ser: humanos, económicos y materiales. Sin embargo, existen dos temas que me apasionan, y están en boga hoy en día: el liderazgo y las estrategias de dirección.

¿Cuál es su definición de conocimiento?

RB: Desde mi perspectiva, el conocimiento lo defino como la acción de conocer, descubrimos algo nuevo, cometemos un error, estamos generando conocimiento. Tener esta apertura nos permite adquirir nuevas formas y esquemas para discernir problemas, la universidad lo describe perfectamente con la frase: “(Sólo) el conocimiento hace superior al hombre” .

De todos los saberes adquiridos en la universidad, ¿cuál considera que fue el más importante?

RB: Los temas que tienen que ver con las relaciones interpersonales, como las estrategias de dirección (liderazgo, modelos de negocios, franquicias, stakeholder, benchmarking) y desarrollo del capital humano (proceso de coaching, feedback).

¿Nos puede compartir alguna experiencia profesional en la que haya puesto en práctica los conocimientos adquiridos en Humanitas?

RB: Las organizaciones están formadas por personas, por lo tanto, es vital desarrollar las habilidades gerenciales para administrar los recursos humanos, y más aún, cuando tienes una evaluación por objetivos de forma anual, donde el líder no puede cumplir de forma individual los objetivos y metas trazados, necesita de las personas de la organización.

En este sentido, aquí es donde he puesto especial énfasis para poner en práctica los conocimientos adquiridos para formar un gran equipo de trabajo. He utilizado los estilos de liderazgo, el empowerment en el proceso de toma de decisiones con el equipo, la comunicación asertiva, saber escuchar, y lo más importante, la confianza en los integrantes del equipo. Este proceso ha permitido sin duda, que el ejercicio 2016 sea nuestro mejor año en términos de resultados.

En términos de conocimiento y aprendizaje, ¿qué ventajas cree que tenga estudiar un posgrado? ¿Cómo se complementan los saberes adquiridos en la licenciatura?

RB: Estudiar una Licenciatura es un todo en general, por ejemplo, en la administración, y la ventaja de estudiar una Maestría es la especialización en un tema en particular, por ejemplo, en la administración financiera. Herramientas para tomar decisiones, el coaching, el feedback, el liderazgo, la proyección de escenarios de modelos de negocios, permite adquirir nuevos conocimientos para desarrollar nuevas habilidades de gestión.

En su experiencia, ¿cómo fue la transición de la vida universitaria a la vida profesional? ¿Se modificaron sus conocimientos en ese proceso?

RB: No fue sencillo, pero tampoco imposible; combinar la familia, el trabajo (viajes) y la vida universitaria fue difícil, necesitas realizar cambios en tu vida, los recursos son escasos y uno de ellos es el tiempo. Se presenta el costo de oportunidad por elegir la nueva vida universitaria, es decir, dejas de hacer muchas actividades que no generan valor a tu nuevo proyecto, sin embargo, entras a otros círculos, cuyo objetivo común es la superación y eso lo cambia todo. Definitivamente adquirí nuevos conocimientos que me permiten tener beneficios en mi vida personal y profesional.

¿Cómo aplicó sus conocimientos en administración y alta dirección para llegar a su puesto actual?

RB: Antes de iniciar con el proceso de formación académica, ya realizaba las funciones gerenciales, en otra ciudad y en otra área del banco. Por motivos de una reestructuración en la organización estaba fuera de la institución, cuando me fue notificado el proceso de liquidación, me tomaron con una mano atrás y otra adelante, mi reflexión fue que no estaba preparado para salir al exterior a competir con las nuevas generaciones. Partiendo de que fuera de la organización no era nada, logré reinstalarme nuevamente en BBVA Bancomer, preparé mudanza, familia y así llegué a Cancún. Los conocimientos adquiridos los he implementado durante mi gestión en la gerencia que ocupo actualmente y los resultados son altamente satisfactorios para mí.

¿Cómo es un día laboral para usted?

RB: Tengo 23 años colaborando en la banca y BBVA es una organización global, con excelentes oportunidades de desarrollo. En mi gestión diaria proporciono servicio a clientes externos e internos, donde la vocación del servicio es fundamental. Busco cómo satisfacer las necesidades del cliente, y si en algún momento un interno me solicita apoyo, aunque no sea mi función principal, ¡con gusto los apoyo! al final del día todas las personas que colaboramos aquí, formamos a BBVA Bancomer.

Según su experiencia como Gerente corresponsal de BBVA Bancomer, ¿qué conocimientos y experiencias considera imprescindibles para desempeñar un trabajo óptimo en este ámbito?

RB: Lo principal es conocer las reglas de juego. Toda información referente a la normatividad de los procesos de operación de los productos bajo tu administración y control, los niveles y ventana de servicio, tus indicadores de evaluación de gestión (metas del ejercicio), y habilidades como: la capacidad de negociación, la toma de decisiones, el trabajo en equipo, el desarrollo de trabajo bajo presión, la facilidad de comunicación, la ética profesional, la iniciativa y los conceptos de conocimientos de la rama económica administrativa que te proporciona la formación de Licenciatura.

¿Cuál ha sido el reto profesional más importante al que se ha enfrentado en los últimos años? ¿Con qué conocimientos lo enfrentó?

RB: Mi reto profesional más importante que he realizado es formar una organización desde cero, con un plan de negocio, tomar la decisión desde la ubicación, y en tres meses tener 80 personas colaborando. Cuando se presentó uno de los socios en la ciudad para verificar el avance del proyecto, se sorprendió y su respuesta fue: “No tengo nada que hacer aquí”, todo está resuelto, estuvo tres días con nosotros para convivir, revisamos algunos temas de administración, y regresó a su lugar de origen.

graduado-3

[…] el conocimiento lo defino como la acción de conocer, descubrimos algo nuevo, cometemos un error, estamos generando conocimiento.

Los conocimientos que implementamos en el proyecto fueron todos los que tienen que ver con modelos de negocios, franquicias, liderazgo, benchmarking, modelos administrativos, toma de decisiones, en particular el famoso plan B. En el desarrollo del proyecto, en el proceso de evaluación de la fase de control, observas que los resultados no son los que se proyectaron, en ese momento tienes que realizar cambios, la experiencia fue fantástica, de alto estrés, la diferencia al final son las personas con las que te rodeas para formar el equipo.

¿Qué saberes cree que prevalecen en nuestra sociedad actual? ¿Cuáles considera que hace falta desarrollar más?

RB: Creo que prevalecen la incertidumbre, la identidad de quiénes somos, la ilusión, el error, y considero que en nuestra sociedad tenemos un área de oportunidad con el trabajo en equipo. Debemos desarrollar esta habilidad desde el inicio de nuestra formación en la educación básica. Nos forman para ser individualistas, hoy en día, en un mundo globalizado no funciona, con la tecnología y una economía global, los stakeholder están en boga en las organizaciones.

¿Qué acciones cree que se puedan realizar para mejorar el acceso al conocimiento en México?

RB: Una opción es mediante la tecnología, ya que ésta ha avanzado de manera impresionante, y podemos tener acceso al conocimiento por diferentes medios electrónicos, y puede estar disponible en las zonas más remotas de nuestro país. Sin duda nos permitirá evolucionar a una sociedad del conocimiento del futuro, por ejemplo, el dinero electrónico está avanzando cada vez más, donde economistas proponen dos opciones para eliminar el dinero físico, y otra corriente propone conservar las denominaciones bajas para las transacciones de la población de menos recursos. Sin duda, cada vez más mexicanos adquirimos productos y servicios por medio de medios electrónicos.

¿Cuáles son sus planes para el futuro a corto y largo plazo?

RB: Afortunadamente a raíz de que he incursionado en otros círculos, mis opciones de desarrollo profesional han evolucionado. Me han generado ofertas de proyectos alternos, sin embargo, mis planes a futuro son los siguientes, a corto plazo: continuar colaborando en BBVA, ya que es una organización global con muchas opciones de desarrollo para el recurso humano. A largo plazo: concluir con la Maestría que estoy cursando con especialidad en finanzas, con beca de BBVA, y en la medida de lo posible (tiempo), compaginar con la docencia a nivel profesional. Recordar siempre que los recursos son escasos, uno de ellos es el tiempo, y por la simple acción de la elección, existe el costo de oportunidad.

¿Puede compartir un consejo con nuestros alumnos?

RB: Por ningún motivo abandonen sus estudios, de preferencia elaboren un plan B, para los casos extremos de que se les presente alguna contingencia grave, como no poder costear sus estudios. Una propuesta que pongo sobre la mesa y que funcionó en mi generación es: cuando habíamos cursado más de la mitad de la carrera, sólo quedábamos 14 de los 32 que iniciamos, y estábamos convencidos de que los 14 cumpliríamos el objetivo, salvo alguna contingencia grave de carácter personal. Por lo tanto, generamos un mutuo acuerdo, que si a alguien se le presentaba esta situación, entre todos lo apoyaríamos económicamente para que continúe con su sueño. Al final de la carrera llegamos los 14 y efectivamente apoyamos a dos personas que presentaron ciertas dificultades en un momento dado (trabajo en equipo para una meta en común).

Los invito a desarrollar habilidades como: las relaciones interpersonales, el trabajo en equipo, ¡no es fácil!, sin embargo, en su etapa profesional, son necesarias para lograr metas y objetivos.

Les comparto cuatro libros que en lo personal me gustan para desarrollar habilidades, para colaborar con personas en su vida diaria, en el club de amigos, en su profesión, con sus familias. Seguramente se sorprenderán de los resultados que pueden lograr, al trabajar en sinergia con personas, mediante un esquema de ganar-ganar.

• Las 21 leyes irrefutables del liderazgo de John C. Maxwell.

• ¡Bien hecho! de Ken Blanchard.

Padre rico, padre pobre de Robert T. Kiyosaki y Sharon Lechter.

Y solamente que hayas leído el anterior, te recomiendo el libro El cuadrante del flujo del dinero de Robert T. Kiyosaki que será el complemento para incursionar en las finanzas personales.

¡Muchas gracias!

Deja un comentario

error: Contenido protegido !!